Guía de Palma – Plan de un día: visita a Deiá, Valldemosa, Sóller y Puerto de Sóller

Sí, estamos más que enamorados de Palma. Pero también tenemos que admitir que Palma no lo es todo. Es cierto que es una ciudad increíble donde encontrarás todo lo que buscas y más, pero Mallorca es una isla llena de tradición, belleza y naturaleza por descubrir.

Así que hoy queremos animarte a salir de Palma  para que conozcas un poco más de la isla. ¡Aquí está nuestro primer ‘plan de un día’!

Un día en Mallorca: visita a Deiá, Valldemosa, Sóller y Puerto de Sóller

La forma más cómoda de salir de Palma es en coche. Los alquileres son económicos y la libertad que otorga ir al volante merece la pena: podrás crear su propio itinerario e ir descubriendo rincones sobre la marcha. El itinerario que os sugerimos pasa por algunos de los pueblos más idílicos de la isla para terminar en un maravilloso puerto. ¡Allá vamos!

En primer lugar, Valldemosa: si has hecho tus deberes antes de venir a Mallorca, probablemente ya sepas de la existencia de Valldemosa. Este pequeño y precioso pueblo se encuentra en las montañas de Serra de Tramuntana, a unos 17 km de Palma. Rodeado de laderas boscosas y con una población de 2.000 habitantes, este pueblo tranquilo y mágico fue el hogar de Fréderic Chopin y George Sand. Sus calles adoquinadas llenas de cafés y pequeñas tiendas te guiarán desde la Real Cartuja de Valldemosa, un antiguo monasterio, hasta su iglesia.

  • Lo que más nos gusta de Valldemossa: las plantas y las flores que los vecinos tienen en sus puertas y ventanas <3.

Próxima parada, Deiá: Deiá es literalmente la siguiente parada después de Valldemosa si continúas por la misma carretera. Este pueblo tiene el mismo estilo de calles adoquinadas y estrechas que Valldemosa y está lleno de casas de color verde/ocre. Después de que Robert Graves se trasladara a Deiá en 1932, este pueblo se convirtió en una colonia de artistas extranjeros, tradición bohemia y artística que perdura hasta día de hoy.

  • Lo que más nos gusta hacer en Deiá: comer un ‘pa amb oli’ en Sa Fonda.

Seguimos hasta Sóller: Sóller está situado en el conocido ‘valle de las naranjas’ en el oeste de Mallorca. Fue nombrado de esta forma en el siglo XIX debido al gran volumen de naranjas que enviaban a Francia. Sóller es un hermoso pueblo en el que la Plaza de la Constitución se convierte en el punto de encuentro para los lugareños y turistas que disfrutan de un café o un helado.

Foto de: commons.wikimedia.org

  • Lo más nos gusta de Sóller: el mercado de los sábados.

Por último, pero no menos importante: el Puerto de Sóller, al que se puede llegar en coche o con el mítico tranvía que sale desde Sóller. El Puerto de Sóller es un pequeño y encantador puerto rodeado por Serra de Tramuntana. Hay dos playas ideales para darse un chapuzón después de este largo día de descubrimientos.

Foto: trendesoller.com

  • Lo que más nos gusta hacer en el Puerto de Sóller: comprar un helado en Fet a Sóller y disfrutarlo paseando por el paseo marítimo.

Ahora solo te queda salir, seguir nuestro itinerario, tomar nota de lo que más te vaya gustando ¡y que nos lo cuentes en el travel notebook que encontrarás en tu habitación!